Quiero bajarme el sueldo

Y los correos que recibo no terminan de sorprenderme.

Hola Isela
Mi motivo no está en tu lista, entiendo que igual  y no me atiendas pronto o no puedas hacerlo. Pero de todos modos te escribo.
Actualmente cotizo en el IMSS con mi salario total pero me descuentan al mes $1,800.00  de ISPT, he pensado que quizá me convendría más bajar mi salario, menos descuento de ISPT y esa diferencia mejor la ahorro obteniendo mejores rendimientos.
Espero haber llamado tu atención.
Saludos

Y vaya que ha llamado mi atención, mi respuesta por correo fue:

Imagina que reduces tu sueldo.
Imagina que pagas menos al IMSS.
Imagina que te accidentas
Imagína que te van a pagar una nada porque decidiste reducir tu sueldo.

Imagino que habrás ahorrado un dineral para justificar ese riesgo.

Supongo.

Y por supuesto que no esperaba una respuesta que la hiciera pensar (la mayoría de la gente quiere una larga explicación sobre los beneficios de su decisión aunque no existan), y por supuesto que se ha enojado …..

Veamos, supongamos que decida reducirse el sueldo para pagar la mitad de ISR , estaríamos hablando de reducir su sueldo de 13,500 pesos a 9,000. Considerando que existen una serie de compensaciones relacionadas con el sueldo, pues resulta que en caso de accidente o enfermedad general la base de su ingresos se reduciría considerablemente porque cotiza solamente 9,000 pesos mensuales. Lo mismo pasaría con sus contribuciones al afore y al INFONAVIT. Si pertenece a la generación que puede jubilarse por el régimen del 73 estaría afectando su futura pensión.

Imagine que es madre de familia y tiene hijos, si muere la pensión por orfandad que dejaría a sus hijos se reduciría.

Y todo porque quiere ahorrar 900 pesos mensuales.

Ahora que si es soltero (a) y no tiene dependientes económicos puede jugársela, aunque quizás en su futuro empleo cuando le pidan evidencia de ingresos anteriores no vaya a poder negociar un mejor sueldo.

Piénselo. Espero que haya capturado su atención.

Publicado en AFORE, Ahorro | Etiquetado , | Deja un comentario

No, esto no es una crisis económica

No hay día que algún millenial quejumbroso se queje que mi generación y todas las anteriores son las culpables de la horrible situación a la que se enfrentan.

Pongamos en contexto una crisis económica mis estimados jóvenes:

1995:

Dos millones de personas perdieron su empleo.
La economía mexicana se contrae 7%
Inflación del 55% anual
Aumento salarial en el mejor de los casos del 20%
Dolar se devalúo 80% en semanas
El IVA subió del 10 al 15%
Las tasas de interés para casas y tarjetas subieron por encima del 100%
Se crearon las UDIS para las hipotecas las cuales sabemos fracasaron.
Los bancos no cobraban las deudas pero tenían que pagar intereses a los ahorradores, varios quebraron.


Solamente se recordaba una crisis similar en México en 1932.Por favor, no me diga que las cosas están mal porque no tiene idea de lo que realmente significa estar mal.

Por cierto, hice mi examen profesional el 23 de noviembre del 1995. Ese fue el panorama que vivíamos los recién graduados. Lo que vivimos hoy no se parece ni remotamente a una crisis económica como la que le cuentan sus padres.

La razones por las que no encuentra empleo:

  • No estudio una carrera que tiene demanda.
  • No cuenta con las habilidades correctas (por ejemplo no sabe dos idiomas).
  • Vive en un sitio sin mercado laboral

Publicado en Ingresos | Etiquetado | Deja un comentario