Me cambio a otra ciudad ¿compro o rento casa?

Pues bien, debido a cuestiones de trabajo decidí aceptar una posición fuera de mi tierra lo que supone que tengo que buscar un lugar para vivir.

¿Voy a comprar casa? No, y explico la razón a continuación.

Tengo dinero acumulado en la subcuenta, el cual sería suficiente para cubrir como el 70% de un departamento nuevo pero modesto en la zona donde pienso vivir, pero comprar algo nuevo supondría toda una serie de gastos adicionales como comprar muebles, enseres de cocina, pagar predial y contratar servicios; es demasiado trabajo para un lugar que apenas empezaré a conocer.

¿Qué tal si no me gusta? Tengo la opción de vivir en otra ciudad que está al doble de distancia, pero que también supone costos mucho más altos de todo, así que me puse el reto de primero vivir en la zona menos cara donde la oferta de vivienda es amplia.

¿Qué hice para tomar esta decisión? Una pequeña lista:

  • ¿Cuánto tiempo pienso vivir en la zona? Unos dos años, si son menos de cinco no conviene comprar propiedad.
  • ¿Cuáles son mis necesidades de espacio? Un lugar para dormir, para cocinar y un estacionamiento.
  • ¿Qué no quiero hacer? Contratar servicios a mediano plazo, prefiero que alguien pague los servicios por mi.

Así que estoy entre una casa o un departamento amueblado, que incluya todos los servicios (agua, gas, electricidad e internet) porque no quiero tener que lidiar con nada de eso; en realidad estoy cansada de todo lo que supone ser dueña de una casa: desde limpieza, pagos de recibos, mantenimiento y demás.

Quiero vivir una vida donde la renta suponga que no me tengo que preocupar de nada.

Y antes de que pregunten «¿pero qué no supone un gasto adicional que no estabas haciendo?», pues resulta que tengo un plan para eso: el bono de transferencia que me dieron en la empresa.

Por decidir tomar la oferta me ofrecieron una cantidad de dinero la cual de acuerdo a mis cálculos me cubre unos 15 meses de renta, un par de meses más si tomo ese dinero y lo pongo en la cuenta de CETES DIRECTO desde ahorita. Mis otros gastos de vida deberían ser casi los mismos a excepción de la gasolina porque en mi tierra es 25% más barata, así que hará mucho más sentido usar transporte como Uber o hacer un «car pool » al trabajo.

¿Qué me voy a llevar? Decidí que solo lo que cupiera en mi camioneta: algo de ropa, algunos enseres de cocina, productos cosméticos y mi laptop; por eso el encanto de rentar algo amueblado porque me ahorraría la mudanza.

¿Qué ventajas tiene este trabajo?

  • Es un proyecto que tiene mucha visibilidad en la empresa, son muchos puntos para mi CV.
  • Me incrementaron las prestaciones, por ejemplo ahora tengo días de vacaciones como si fuera europeo.
  • Voy a vivir en una zona con acceso a muchos sitios que quiero conocer en México, con tantas vacaciones puedo tomar fines semanas de largo y viajar a un costo mucho menor que desde mi tierra.

Ah y también me aumentaron el sueldo.

No, no voy a comprar casa.

Acerca de Isela Muñoz

Ex deudora y compradora compulsiva. Para ayudar a otras personas a salir de deudas escribí "De Deudor a Millonario" con planes útiles para dejar de deber todo y empezar a tener todo.
Esta entrada fue publicada en Patrimonio, Trabajo y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario