La muerte no paga si llega en motocicleta

La semana pasada ocurrió un accidente en la ciudad que sacudió la conciencia de muchos: una chica manejaba a exceso de velocidad perdió control de su auto e invadió el carril contrario, embistió a un motociclista que murió en el sitio del accidente. La chica no tuvo que pasar muchos días detenida porque la familia del fallecido le otorgó el perdón a cambio de una cantidad de dinero no revelada.

Y antes de que se lancen a juzgar a la familia tienen que una de las exclusiones de los seguros de vida indican que:

1. Accidentes por participar en eventos de paracaidismo, motociclismo, buceo, alpinismo, charrería, esquí o tauromaquia.

2. Accidentes que ocurran cuando el asegurado se encuentre en cualquier vehículo tomando parte directa en carreras, pruebas o contiendas de seguridad, resistencia o velocidad, o si viaja en motocicleta u otro vehículo similar de motor.

Y si quieren leer las otras exclusiones den clic aquí.

O sea que no sirve de mucho pagar por seguros de vida si usted mismo se expone los riesgos de un accidente, en este caso el andar en una motocicleta. Ahora, antes de que me diga “pero si la culpa la tuvo la conductora del coche que lo embistió” , pues en efecto la responsabilidad del accidente la tuvo la otra persona, pero la responsabilidad del desamparo de su familia la tiene el accidentado: fue quien decidió tomar el riesgo de andar en motocicleta por una zona de alta velocidad sin considerar – quizás – que en caso de accidente ningún segur lo cubriría.

Cada vez que hablo de seguros la respuesta  típica  que recibo es que “pues uno puede cubrirse y pagar por un seguro, pero la demás  no lo hacen” ….

Precisamente de eso se trata el asunto de contratar seguros: de pasar el riesgo financiero a la aseguradora, porque el riesgo físico ni Dios lo puede eliminar; es decir el evento terrible ya ha pasado, pero lo que espera es que no se convierta en una tragedia de largo plazo por la falta de dinero.

Y los seguros más baratos que puede encontrar son éstos.

Así que si es de las personas que practica deportes extremos o le encantan las actividades de riesgo, es mejor que tenga un enorme patrimonio porque no habrá seguros de muerte que cubran a su familia.

Acerca de Isela Muñoz

Ex compradora compulsiva, ahora Terapista Financiera + Asesora Hipotecaria. Para ayudar a otras personas a salir de deudas escribí "De Deudor a Millonario", con planes útiles para dejar de deber todo y empezar a tener todo.
Esta entrada fue publicada en Seguros y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario