Me urgen tres millones de pesos

millones

La semana pasada uno de mis tíos se puso bastante mal, a sus 81 años sufrió de un infarto cerebral que lo dejo limitado en sus habilidades para seguir viviendo solo. Ahora tiene dificultades para comunicarse y hasta deglutir, antes con la ayuda de una persona que lo visitaba por horas para preparar comida era suficiente, ahora requiere atención por parte de una enfermera casi todo el tiempo.

Y este tipo de servicios cuestan una lana.

Mientras atendían a mi tío en el hospital, decidimos buscar una estancia donde pudieran proveerle estos servicios, no teníamos idea cierta de lo que encontraríamos y para nuestra sorpresa los costos resultaron estar todos dentro del promedio de 6,000 pesos mensuales los cuales alcanzaban para:

  • Alimentación y hospedaje.
  • Aseo personal y de ropa.
  • Seguimiento a citas con el doctor.
  • Administración de medicamentos.
  • Supervisión  por parte de enfermeros durante las 24 horas del día.

Lo que no cubría :

  • Servicio médico o medicamentos.
  • Ropa o artículos de limpieza.
  • Anteojos, andadores, dentaduras, etcétera.
  • Traslados a citas .
  • Entretenimiento fuera de la estancia.

O sea que aparte de los 6,000 pesos habría que tener otros 4,000 por mes para medio cubrir todo lo demás. Estamos hablando de que si piensa jubilarse a los 65 y cree que va a vivir hasta los 85 necesita entonces ahorrar 2 millones 400 mil pesos (no ajustados a la inflación de cuando le toque retirarse). Para que me entienda: necesitaría tener hoy 2.4 millones de pesos y ponerlos en una cuenta de ahorro que le pague al menos la inflación para que le alcance para lo mínimo. Olvídese entonces de esos viajes alrededor del mundo que siempre dice que hará cuando se jubile o la casa en la playa que dice que va a comprar (y por favor lea esta nota).

Ahora, ya supongo que habrá un vivo que diga que es mejor invertir esa lana en comprar casas o departamentos para rentar, pues bien hagamos este análisis. En México se obtiene a lo mucho hasta un 1% del valor de la propiedad en renta, o sea que para que ingresen 10,000 pesos mensuales la propiedad debe valer más de 1 millón de pesos como mínimo y estar en una zona de altísimo demanda para que la gente quiera pagar esa cantidad. Considere también que la propiedad debe estar pagada y espero que la haya comprado sin crédito, porque si lo hizo con una hipoteca a 15  años entonces estará recibiendo 10,000 pesos mensuales por una propiedad que vale 1 millón pero por la que pagó 1.5 millones incluyendo intereses.

Por cierto, una hipoteca no se cancela porque usted llega a la edad del retiro.

Creo que ya entiende el punto cuando les digo que comprar propiedades a crédito no es inversión, solo si las compra en efectivo entonces si se vuelven patrimonio de inmediato.

Pero regresando al tema del dinero para cubrir una estancia, concluí que debo llegar con al menos tres millones de pesos del día de hoy a mi edad de retiro, o sea que más pronto reúna esa cantidad mejor – ya solo me tengo que ocupar de que no pierda valor por la inflación. Aclaro que este ahorro no tiene nada que ver con mi AFORE , al contrario es adicional a cualquier cantidad que se acumule en esa cuenta y la pensión que pudiera obtener del seguro social.

[related_posts]

Acerca de Isela Muñoz

Ex deudora y compradora compulsiva. Para ayudar a otras personas a salir de deudas escribí "De Deudor a Millonario" con planes útiles para dejar de deber todo y empezar a tener todo.
Esta entrada fue publicada en AFORE, Ahorro, Planes de retiro y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

3 Respuestas a Me urgen tres millones de pesos

  1. Lorena F. dijo:

    Hay que aprender a vivir frugalmente. Porque si sigues pagando más de mil pesos al mes en televisión por cable, manejas tremendo camionetón y todos los días pasas por tu café de lujo “para despertar”, no vas a estar ni cerca de acumular esa cantidad.

  2. Angel Romero dijo:

    Ya me hizo entrar en pánico… y eso que mañana cumplo 24 años.

  3. alfonso dijo:

    Pues que feo. Vivir tan frugalmente de los 25 a los 65, esperando vivir hasta los 85 (frugalmente también). Y rogando porque en el inter (de los 25 a los 65) no te atropelle una micro, no te dé un infarto fulminante, alguien te lleve al baile con tus ahorros (Ver Ficrea, etc.) , no te toque una bala perdida o te confundan con un capo, etc.

Deja un comentario