El viacrucis para cobrar una pensión – la saga continúa

En abril de este año mi mamá inició sus trámites para cobrar su pensión del IMSS por cesantía y vejez, lo cual iba todo perfecto hasta que tuvo que ir a Afore  XXI Banorte para firmar su contrato. Verán, como parte del trámite de su pensión necesitaba presentar el último estado de cuenta de su afore, para eso necesitaba haber firmado el contrato lo cual no había hecho.

¡Ohh cielos!

No tomo mucho tiempo que firmara el contrato considerando que iba preparada con todos los documentos que le pidieron, que por cierto eran diferentes a lo que indican en su propio sitio de internet (entre lo que le pidieron incluyeron el alta en hacienda el cual toma horas si no es que días conseguir y que no aparece en la lista de internet) .En el tiempo que estuve esperando a mi mamá me tocó ver que regresaron a al menos unas diez personas por falta de documentos innecesarios – como la famosa alta de hacienda. Media hora tomó la firma del contrato y le pidieron a mi mamá que esperara por  al menos un mes para que el proceso se llevara a cabo.

En mayo mi mamá fue a preguntar y resulta que le rechazaron porque llenaron mal su solicitud, al parecer entre la persona que lleno la solicitud y la que capturo en el sistema decidieron modificar los datos : cambiaron nombre y fecha de nacimiento; según ellos porque el acta de nacimiento tenía un error por lo hicieron que mi mamá iniciara un peregrinaje entre el registro civil, el seguro social, la CONDUSEF y la afore.

%%$/&/$$$!

Yo no me di cuenta hasta que mi mamá me comentó que se daba por vencida, que nadie le decía que debía corregir y ya había perdido un mes. Le pedí que no se desesperara que buscaríamos a otro ejecutivo de afore que supiera llenar solicitudes, y luego se nos ocurrió ¿por qué no se daba de alta en otra afore? ¿Por qué no usaba una que era famosa por procesar solicitudes masivamente? Y aquí es donde apareció COPPEL, en quince minutos la ejecutiva llenó la solicitud y le pidió regresar en 10 días para confirmarle que ya la habían aceptado.

Y efectivamente, en diez días le confirmaron que ya estaba dada de alta, solo había que esperar a que se generara su primer estado de cuenta para llevarlo al IMSS. Si no hubiéramos ido con Banorte ya lo tendría en la mano.

Paciencia y serenidad , porque este proceso no acabará pronto.

¿Cuál es el colmo de una escritora de finanzas personales? Que su mamá haya sido rechazada por la AFORE *mal chiste*

[related_posts]

Acerca de Isela Muñoz

Ex deudora y compradora compulsiva. Para ayudar a otras personas a salir de deudas escribí "De Deudor a Millonario" con planes útiles para dejar de deber todo y empezar a tener todo.
Esta entrada fue publicada en AFORE, Planes de retiro y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

3 Respuestas a El viacrucis para cobrar una pensión – la saga continúa

  1. Gustavo Carrillo dijo:

    Yo tengo un problema con mi afore, estoy en 2, en las 2 aparece el mismo Nombre, RFC y CURP pero no se unificaron nunca, solicite esa unificación y fue rechazada que por que mi CURP es diferente, les mostré que es la misma y ni ellos saben por que fue, y pues sigo en eso.

  2. aleida dijo:

    yo estoy en gobierno, pero antes teníamos afore de Bancomer. Resulta que aparecí en cuatro cuentas y la explicación estúpida de un ejecutivo era que 1) había cambiado de nombre, 2) tenía una hermana con el mismo CURP, 3) que me había casado y ya era «señora de»(que ya ni se usa), 4) que tenía yo una cuenta previa en su porquería de banco y se traspapeló. El caso es que ninguna de ellas fue cierta. Tuve que arreglarlo yo sola y ahora estoy en el ISSTE que a ver qué sorpresas nos depara.

  3. Marlen Castro Inzunza dijo:

    Muchas gracias por compartir esa información, Isela.
    A mi me falta un año para recorrer ese viacrucis y por lo pronto ya realicé el tramite en el Infonavit de agregar la homoclave del RFC y tuve que ir al SAT para que me dieran el documento oficial del RFC porque ahora lo piden para todo además del CURP.

Deja un comentario