Cuando tus amigos son causa de tu sobrepeso

 Anoche mientras bebía sendos tragos en el Sanborns con un amigo (tienen una especial de cocteles, les recomiendo la margarita de Tamarindo) , discutíamos sobre mis amigas y el eterno problema de nosotras las mujeres : el sobrepeso.  El me decía que debería de tener cuidado de subir de peso como algunas de mis amigas que conoció, le dije que yo ya había tenido mucho sobrepeso en mi vida anterior y no pensaba volver a estar así. Entiendo su preocupación, aunque la edad y el peso de una mujer son temas muy delicados que un caballero nunca debería discutir.a menos que lo hagan conmigo, porque siendo lo anormal que soy no me causa pero para nada conflicto.

 Mi mejor amiga y yo solíamos escaparnos al Sanborns a comer enchiladas suizas cada vez que necesitamos apapacharnos , sobre todo cuando habíamos tenido un mal día, a veces pasabamos a la dulcería a comprar chocolates , comer nos reconfortaba.   Un estudio que apareció en el Boston Globe concluye que si un amigo cercano tiende a la obesidad, esto puede contagiarse al resto del grupo social, pero también establece que puede ocurrir lo contrario: si una persona del grupo pierde peso y el resto podría hacer lo mismo.   Mis amigas vienen en todos tamaños y pues así se les estima, es una decisión personal el tamaño o la forma que desees tener y pues no voy a dejar de comer enchiladas suizas, pastel de chocolate o margaritas de Tamarindo cuando necesite sentirme mejor, pero ninguna de estas cosas podrá substituir a la compañía de ninguna de mis amigas, no me importa si la talla de su ropa es de dos dígitos.  

Te recomiendo leer

[related_posts]

Esta entrada fue publicada en Sobrepeso y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Una Respuesta a Cuando tus amigos son causa de tu sobrepeso

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.